5. Valle de la Muerte, Kamchatka, Rusia

En Rusia también existe un Valle de la Muerte, en Kamchatka. Está ubicada al lado del famoso Valle de los géisers. En este territorio se registra una concentración de gases venenosos elevada, todo lo vivo en esta área está bajo un gran peligro: las plantas y los animales mueren, y los seres humanos empiezan a sentirse mal de inmediato, les da fiebre, sienten mareos y escalofrío.

6. Isla de la Quemada Grande (Isla de las Cobras), Brasil

Esta isla ubicada en la cercanía de las costas de Brasil se considera la isla más peligrosa del planeta. Y todo porque esta isla es habitada por las serpientes más venenosas del mundo, bothrops. La densidad de la "población" de las serpientes en la isla es de 5 serpientes por metro cuadrado. Hace tiempo aquí solían vivir los vigilantes del farol pero todos fallecieron después de ser atacados por víboras. Desde entonces el farol funciona automáticamente y las autoridades de Brasil les prohibieron a los turistas acercarse a este lugar tan peligroso.

7. Atolón Bikini, Islas Marshall

A primera vista, una isla paradisíaca perdida en el océano, ¿verdad? Así solía ser Bikini hasta que Estados Unidos empezara a probar en su territorio armas nucleares habiendo evacuado a todos sus habitantes. Las pruebas terminaron pero la isla jamás volverá a ser la misma: en su territorio se registra un nivel de radiación muy alto, y no se recomienda pasar allí mucho tiempo, ya que hay riesgo de desarrollar cáncer.

8. Depresión de Afar, Etiopía

El volcán Erta Ale, en la región de Afar en Etiopía, es uno de los volcanes más peligrosos del planeta. Pequeños sismos constantemente sacuden esta región formando numerosas simas profundas. Esto sucede porque hay dos lagos de lava en el cráter del volcán, donde el nivel de lava cambia constantemente provocando terremotos.